Aprende a delegar correctamente

Aprende a delegar correctamente

Aprende a delegar correctamente

Cuando eres emprendedor, puede resultar difícil delegar  más que nada porque un emprendedor está acostumbrado a desempeñar todo tipo de funciones y sabe cuál es la forma más adecuada de hacerlo, puesto que es su empresa y en teoría, la conoce mejor que nadie. Y claramente, nadie hará las cosas de la misma manera que tú, como emprendedor.

Por esto, tu equipo de trabajo debe estar conformado por personas que tu sabes perfectamente que desempeñarán un buen papel en tu empresa, ya sean amigos de confianza o gente que pasó por una serie de exámenes psicométricos y de conocimientos necesarios para el puesto.

Muchas cosas en la empresa pueden ser delegadas a personas capacitadas para la actividad en cuestión, si bien es probable que no las hagan con el mismo esmero y perfección de la que tú podrías hacerlo, pero al final de cuentas las cosas se harán y tendrán el mismo resultado. Por ejemplo si se trata de hacer envíos, posiblemente estés obsesionado con que las estampillas queden en la misma posición y totalmente rectas, sin embargo aunque estas queden un poco inclinadas, de igual manera serán enviadas y llegaran al destino en tiempo y forma.

Te invitamos a leer:Las ventajas de ser Freelance

Para dominar el arte de la delegación, te enseñamos un proceso de siete pasos:

  1. Define qué es lo que necesita hacerse.
  2. Asegúrate que la persona a quien delegas la tarea entienda perfectamente qué necesita hacer.
  3. Explica por qué necesita hacerse mientras pides que se haga.
  4. Enseña cómo debe hacerse, sin micro-gerenciar.
  5. Asegúrate que la persona entienda el proceso de cómo hacerlo.
  6. Establece una fecha para que se termine o presenten progresos.
  7. Asegúrate que exista un acuerdo en la fecha u hora y método de entrega.

De igual forma, es importante que aprendas a no micro-gerenciar, esto requiere de mucha fuerza de voluntad, pero el hecho de estar opinando y criticando cada área, hace que el trabajo de los empleados sea más lento, además de que puedes cansarlos si les pides que hagan modificaciones cada determinado tiempo a las cosas de las que ellos son los encargados y deben estar capacitados para tomar decisiones.

Poco a poco debes aprender a ir soltando las diferentes actividades que estas acostumbrado a realizar, y sobre todo, confiar en el equipo de trabajo que tienes.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *